5

Preparate pa'l Domingo

Por lo del día del amigo me acordé de esta frase: "Los amigos se cotizan en las buenas y en las malas", sabía que era de un tango pero no me acordaba de cual, entonces empecé a buscar por todos lados y me encontré con este tango del inefable Carlos Gardel, claro que no es de el, sino de José Rial con música de Guillermo D. Barbieri, compuesto en 1931.
No pude encontrar el audio en ningún sitio, pero encontré este video donde lo pueden escuchar, la última estrofa es donde dice la frase que mencioné antes.
Escuchenlo que no se van a arrepentir, es poco conocido y muy bueno, pinta al argentino en cuerpo y alma.
Después de la letra van algunas explicaciones, disfrúten!
Ahh... y Feliz día del Amigo!!




La letra:

Preparáte pa'l domingo si querés cortar tu yeta;
tengo una rumbiada papa que pagara gran sport.
Me asegura mi datero que lo corre un buen muñeca
y que paga, por lo menos, treinta y siete a ganador.
Vos no hagas correr el yeite, atenéte a mis informes;
dejá que opinen contrario Jornada y La Razón.
Con mi dato pa'l domingo podés llamarte conforme...
Andá preparando vento; cuanto más vento, mejor.

El bacán que con empeño
me asegura tanta guita
me ha pedido que reserve
la rumbiada que me da.
Vos no hagas correr la bola
entre gente que palpita
porque estos datos pulentas
se brindan por amistad.

Dejá que los entendidos palpiten sangre y aprontes
de toda la parentela de la raza caballar.
Yo me atrevo a asegurarte que va a ganar al galope
el potrillo 'Patas Blancas', hijo de 'Necesidad'.
No te violentés al vamos porque la tirada es larga
y al mirar dos patas blancas cruzando el disco final,
acamalá tu fortuna con treinta y siete por barba...
Después te espero en el 'Conte', pa' poderla festejar.

Los amigos se cotizan
en las malas y en las buenas.
A mí me dieron la chaucha
y la reparto con vos.
Con esos cuatro manguillos
se acabaran nuestras penas
y entonces sí que podemos...
'podemos pensar que hay Dios!

Letra de José Rial
Musica de Guillermo D. Barbieri
Compuesto en 1931

Uno de los alejandrinos de Preparate p'al domingo pasó al repertorio de los refranes porteños o, tal vez, se ha convertido en uno de los artículos del código de la ética porteña: Los amigos se cotizan en las buenas y en las malas... La letra continúa:

A mi me dieron la chaucha y la reparto con vos.

Nadie ignora que la preocupación dominante en esta época, la que desata revoluciones e inspira doctrinas político-sociales, y noticias politicas, es la justa distribución de la chaucha (1). ¿Qué pasaría si todo el mundo, siguiendo la conducta del protagonista de este tango, repartiera la chaucha? ¡Pero qué van a repartir!...

Preparate p'al domingo es de fines de 1931. En la grabación que Gardel hizo para Odeón (2) suenan tres guitarras: las de Barbieri, Riverol y Vivas. El autor de la música es Barbieri y el de la letra, José Rial, un vate popular del Parque de los Patricios, que ya había compuesto con Barbieri el vals Rosa de otoño, convertido más tarde en el tango Tus violetas. Rial, por lo que yo sé, no dejó grandes letras, pero ésta es realmente digna de las antologías. No podría afirmar si conforma un pequeño tratado de psicología burrera, pero creo que refleja más de un perfil de la psicología del porteño; del porteño que todo lo espera de la casualidad, del deus ex machina, y muy poco espera de su esfuerzo; del porteño que no cree demasiado en la rentabi1idad del trabajo (3). La ristra de alejandrinos comienza de este modo:

Preparate p'al domingo, si querés cambiar de yeta...

Y termina,

Podemos decir que hay Dios.

El porteño está persuadido de que para cambiar de yeta, no de suerte; el porteño da por descontado que la suerte le es extraña, que le es ajena, que solo le ha sido reservada la yeta hace falta la intervención de la Divina Providencia a través del azar.

Uno podría suponer que esa conformación mental ha ido cambiando y que, con el más alto nivel de vida, con la mejor calidad de vida, el porteño ha ido comprendiendo que su trabajo, su esfuerzo, si no para tener un capital que la inflación demuele implacable, al menos le puede servir para tener cosas -el automóvil por ejemplo- que contribuyen a cambiar su yeta. Sin embargo, el éxito espectacular del PRODE demostró que la confianza en el azar, en el golpe de suerte, en el batacazo, permanece intacta. Cambiar de yeta gradualmente, paulatinamente, no tiene gracia. La tenía para los inmigrantes. Pero el porteño es, fundamentalmente, un hijo o un nieto de inmigrantes ha visto al gringo y al gallego laburar toda la vida sin disfrutar la vida; trabajar para que disfruten los hijos (o los yernos). El porteño no comprendió, ni le interesa comprender, que el trabajo, en sí mismo, puede constituir un placer. Cambiar de yeta trabajando le parece una incongruencia, porque ve al trabajo como una yeta y la yeta no puede curarse con más yeta. La única posibilidad de cambio la
ofrece el azar y el porteño se emperra en esperarlo todo del azar.

Creo que este poeta popular, José Rial, expresó al porteño con gracia, con ironía y, seguramente, sin proponerse hacerlo. Y creo que lo expresó mejor que otras letras contemporáneas que buscan afanosamente expresarlo. Inclusive, expresó Rial el sentimiento de la amistad que todavía se conserva y ojalá no se pierda. En Buenos Aires, frente a cada dificultad probable, lo primero que preguntamos es: no tenés un amigo en tal parte? Un amigo siempre facilita un trámite, ayuda a resolver problemas. En la grabación de Gardel puede observarse cómo el gran intérprete cambia el tono cuando dice eso de los amigos se cotizan en las buenas y en las malas. Se pone más enfático, quizá un poco dramático, como si estuviera diciendo algo 'y lo está diciendo' en lo que cree profundamente y que no debe tomarse en broma.

Este tango no se canta mucho. Y no hace falta que lo canten. Dos, por lo menos, de sus versos han pasado al patrimonio popular. Dentro de cincuenta o de un centenar de años estarán folklorizados. A más no podía aspirar José Rial.


1. La chaucha es la judía verde y las chauchas, en lenguaje familiar y figurado, son las monedas de poco valor. En quechua cháucha vale por patata aguanosa. La primera acepción 'judía verde' procede de otra anterior, ya perdida; la de papa menuda que se deja para semilla. En cuanto a la segunda acepción ella es chilenismo (chauchas o chirolas llamaron los chilenos a las monedas de veinte centavos que reemplazaron a fines del siglo pasado, a las de dos centavos) Pero Rial emplea aquí la palabra chaucha en el sentido de lo beneficioso, lo bueno, lo favorable. A este significado se llega por asociación con papa: una papa ya se sabe es algo muy conveniente.

2. De acuerdo con la discografía de Gardel compilada por Boris Puga, fue grabado el 4 de setiembre de 1931.

3. 'Trabajando nadie se hace rico', dicen los porteños.
Fuente: Weltwunder.com

5 Lectores Opinaron algo:

carlos63 dijo...

Uffff, que tema mas dificil has ido a tocar. Casi como el amos pero sin la cama por el medio. No sé, este tema me tiene muy tocado y no soy nada exigente con mis amigos, pero hay algo muy ligado a ello y es la lealtad, valor que parece medio muerto. Saludos.

packman dijo...

Vi que participaste en la iniciativa Gomeme9.0. He creado desde mi blog una nueva iniciativa llamada Promo001. Pasate por el hilo oficial y si te interesa únete http://www.blog.packman.es/promo001-%C2%A1unete/

Teena in Toronto dijo...

Happy blogoversary!

packman dijo...

Buenas !!

te agradecería que actualizases la lista del promo001 cuando puedas. Además si puedes invitar a gente para intentar que tenga mas repercusión sería genial

Un saludo.

juanchipueblo dijo...

Qué fue de la vida de Boris Puga, el empleado de la Aduana de Montevideo, uno de los mas importantes teóricos del tango junto al Dr. Luis Adolfo Sierra.

.